22 - mayo - 2019

Delegación de Medios de Comunicación Social

Noticias de Interés

 
 
Tres regalos

07 - enero - 2019

Tres regalos

Ignacio Rodríguez Coco
Epifanía del Señor

Hoy han venido a verme unos extranjeros vestidos con trajes de gala. Mamá y papá no entendían nada. Me han regalado tres cosas que no sé para qué sirven. Una brilla mucho, es como del color de la paja donde estoy acostado, pero pesa mucho y está fría. No sirve para nada, excepto para que los hombres se maten por ella. Que se lo den a otros niños; a mí me sobra. No se puede servir a Dios y al Dinero.

Otra de las cosas que me han traído huele muy bien al quemarse. Pero tampoco entiendo por qué la gente la quema y se queda mirando el humo que asciende hacia el cielo, olvidándose de lo que pasa en la tierra… Yo prefiero besos y abrazos. Misericordia quiero, y no sacrificios.

La tercera he oído que es para untar y amortajar a los muertos. ¡Vaya un regalo para un niño recién nacido! ¡Yo lo que quiero es que me suban y me den una vuelta en camello! Dejad que los muertos entierren a sus muertos.

Esta gente no deja de ofrecerme cosas que no sirven para nada, que no valen nada ante mí. Me gustaría que me ofrecieran su vida, su risa, sus besos y sus caricias, sus ilusiones, sus preocupaciones y sufrimientos. Y sobre todo me gustan los corazones. ¡Sí, que me los entreguen todos!, pues son todos míos.

Han venido hace poco también unos pobres pastores vestidos con pieles de oveja. No me traían  nada importante, pero no dejaban de mirarme con unos ojos muy abiertos, que es lo que a mí me gusta, y reían, y lloraban.

Mucha gente monta una fiesta a lo grande por mi nacimiento, pero yo me aburro muchísimo, porque nadie me hace carantoñas. Las luces, la música, los trajes de gala y los regalos los tienen fascinados. Soy el último mono en la fiesta. Yo quiero hablarles, decirles cosas al oído, pero no se me acercan. Eso son cuentos para niños, dicen, y para viejas. Balbuceo un idioma de niños pequeños, y quien no se haga como un niño pequeño no puede entender mis palabras ni entrar en mi casa. Quizá por eso son casi todo ancianos los que vienen a verme, porque el viejo es niño por segunda vez.

Voy a hacerles yo también tres regalos a quienes no me hacen caso. Un mp3 con auriculares y traductor incluido, para que puedan entender mi palabra. Unas gafas de realidad aumentada para que me vean detrás de todas las cosas. Y un reloj de pulsera inteligente con podómetro y gps (para guiarlos hacia mí), monitor de sueño (para que no se duerman en los laureles de los sueños vacíos), y pulsómetro (para que marque yo el ritmo de su corazón).

Y después que acaben las visitas, me quedaré dormido en brazos de Mamá, mientras papá vigila la puerta, y Papá me mira sonriendo desde lo alto.

Publicado en La Opinión-El Correo de Zamora, 06/01/19.

De interés general

Horario de misas

Horario de misas

Consulte los horarios de misa a las que puede asistir en la Diócesis…

Programas diocesanos en COPE

Programas diocesanos en COPE

Aquí podréis volver a escuchar tantas veces como queráis y descargar los programas…

Obispado de Zamora. Puerta del Obispo, Nº 2 - C.P.: 49001 - Zamora (España) Teléfono: 980 53 18 02 / Fax: 980 50 90 82 Email: info@diocesisdezamora.es
Casa de la Iglesia - Seminario. Plaza del Seminario, Nº 2 - C.P.: 49003 - Zamora (España) Teléfono: 980 53 52 78